Resúmen breve de Fausto

Resumen Corto de Fausto

Resumen Corto de Fausto

Ficha del Libro

Título original Faust: der Tragödie erster Teil (Fausto: Primera parte de la tragedia)
Faust: der Tragödie zweiter Teil (Fausto: Segunda parte de la tragedia)
Autor Johann Wolfgang von Goethe
Género Dramático, obra de teatro
Año de publicación 1.808 (primera parte), 1.832 (segunda parte)

Sinopsis


"Fausto" es una trágica obra literaria escrita por Johann Wolfgang von Goethe. Cuenta la historia del erudito Fausto, quien se siente insatisfecho con su vida y hace un pacto con el diablo, Mefistófeles, a cambio de conocimiento y experiencias mundanas ilimitadas. Fausto se embarca en un viaje lleno de pasión, ambición y arrepentimiento, explorando temas como la búsqueda del significado de la vida, la redención y los límites de la ambición humana.

Resumen Breve

Antes de comenzar conviene tener en cuenta que este resumen es un poco más largo de lo habitual, ya que en realidad, Fausto está compuesto por dos voluminosos volúmenes.

La obra comienza con un prólogo ambientado en el cielo. Mefistófeles, otro nombre para el Diablo, está asombrado por la cantidad de corrupción que hay entre la humanidad. Todos los demás ángeles están demasiado ocupados adorando a Dios para ver lo que ocurre abajo. Por ello, Mefistófeles, que disfruta con el pecado y el mal, decide hacer una apuesta con Dios: hará que el Dr. Fausto, un siervo del Señor, se convierta al mal y peque.

Fausto: Parte 1

En la Parte 1, se presenta al lector al Dr. Heinrich Fausto, un erudito y alquimista en su estudio. Contempla su vida y siente una profunda desesperación.

Cree que ha logrado todo lo que podía en sus estudios , y ahora simplemente desea vivir de acuerdo con la Naturaleza y buscar la sabiduría en ella. Fausto intenta entonces invocar a un espíritu y recibe una señal de un Espíritu de la Tierra. En un resplandor ardiente, el Espíritu le dice que no está contento con su arrogancia y desaparece. Wagner, el ayudante de Fausto, entra en el estudio para charlar, pero no está de humor para ello.

Después de que Fausto despida a Wagner, decide suicidarse bebiendo veneno. Sin embargo, justo cuando está a punto de hacerlo, oye cantar a un coro celestial que proclama el Domingo de Resurrección, algo que le dará un motivo para seguir viviendo. Un poco más tarde, Wagner y Fausto dan un paseo en un hermoso y soleado día.

Esa misma tarde, el primaveral día se vuelve siniestro cuando un caniche negro comienza a seguir a Fausto. Al llegar a su casa, el perro se convierte en un monstruo de fuego. Entonces, Fausto invoca un hechizo para revelar la verdadera naturaleza del ser. Cuando se disipa la nube de vapor, aparece Mefistófeles revelando su identidad de forma misteriosa. Tras hablar sobre los problemas de Fausto, el diablo lleva a Fausto a través de una alucinación que le muestra cómo puede ir su vida.

Mefistófeles se marcha pero pronto regresa para ofrecerle un pacto firmado con sangre. El contrato establece que si es capaz de hacer que Fausto alcance la transcendencia, deberá entregarle su alma. Como el médico duda que sea capaz de hacerlo, acepta.

El demonio le dice que se prepare para un viaje y mientras tanto, llega al estudio de Fausto un alumno al que Mefistófeles, disfrazado del médico, tienta para que abandone su vida y se dedique a perseguir mujeres.

Después, utilizan la capa mágica del Diablo para llegar a Leipzig. Allí, Mefistófeles y Fausto venden vino que se convierte en fuego en la taberna de Auerbach. Luego, visitan la cocina de una bruja donde Fausto consume una poción que lo rejuvenece y es tentado por una mujer hermosa que ve en el espejo.

Al salir, Fausto se enamora a primera vista de Margarita, también conocida como Gretchen. Tienen un breve encuentro que deja a Gretchen intrigada. Fausto pide la ayuda de Mefistófeles para conquistarla, y este acepta. Mefistófeles envía lujosos regalos a la casa de Gretchen y planea un encuentro entre Fausto y ella en casa de su vecina Martha. Además, se cuelan en la habitación de Gretchen, donde Fausto descubre que su amor es más profundo que lo meramente físico.

Ambos se declaran su amor en el jardín de Martha. Gretchen huye a una cabaña perseguida por Fausto. Él huye a una cueva preocupado por arruinar la pureza de ella. Finalmente se da cuenta de que vale la pena vivir cuando amas a alguien. Mefistófeles encuentra a Fausto y le convence de que vaya a buscar a Gretchen.

Fausto la encuentra y le pide que le dé a su madre una poción para dormir. Ella lo hace y consuman su amor. Poco después, Gretchen descubre que está embarazada y vislumbra un destino de paria y mendiga por culpa de su hijo nacido fuera del matrimonio. Como es una fiel cristiana, reza al Señor y a la Virgen María.

Cuando Valentine, hermano de Gretchen, se entera del estado de su hermana, está decidido a vengarse de Fausto. Fausto y Valentine se pelean, terminando con Fausto apuñalando a Valentine en el corazón. Gretchen se horroriza y, en su último aliento, Valentine la condena. Entonces, Gretchen huye a la iglesia donde es recibida por un Espíritu Maligno que le hace sentir una profunda culpa. La aparición es demasiado para Gretchen y se desmaya.

De vuelta a la casa, Fausto y Mefistófeles huyen de la escena del crimen y aparecen unos meses más tarde. Es la noche de Walpurgis, una celebración en honor del Diablo en la montaña Brocken. Fausto se enfrenta al mal y es hechizado por visiones de Medusa y Lilith. Mefistófeles aleja a Fausto de estas visiones y le lleva a ver una obra conocida como "El sueño de la noche de Walpurgis". Durante la obra, Mefistófeles le revela el destino de Gretchen. Ha sido encarcelada por asesinar a su bebé recién nacido.

Fausto jura liberarla y junto a Mefistófeles cabalgan en un caballo negro para llegar a la prisión. Roban las llaves del carcelero e intentan liberarla, pero ella se niega. Su dolor es tan grande que prefiere morir ejecutada. Mefistófeles amenaza con abandonar a Fausto si intenta convencer a Gretchen de lo contrario. Fausto no lo desea, así que abandona a Gretchen, que se salva al enterarse Fausto de los gritos celestiales.

Fausto: Parte 2

Pasan varios años y Mefistófeles y Fausto están en la corte del Emperador. El Emperador está preocupado por los problemas económicos que afectan al Imperio. Mefistófeles le ofrece una solución que el Emperador acepta a regañadientes: crear billetes validados con la firma del regente.

El Emperador, satisfecho con la solución, organiza una mascarada. Fausto se disfraza de Plutus, el dios romano de la riqueza. Después de crear ilusiones terroríficamente divertidas para el Emperador, Mefistófeles y Fausto convencen a este para que imprima más billetes firmados. El Imperio siente un alivio económico temporal, a pesar de que el Emperador no recuerda haber firmado ningún billete.

El Emperador se muestra agradecido a Mefistófeles y Fausto y les ofrece un feudo. Después de que una petición del Emperador para conjurar a los fantasmas de Helena de Troya y París salga mal, Fausto y Mefistófeles regresan al estudio del médico. Wagner sigue siendo el ayudante de Fausto y ha creado un Homúnculo, un pequeño hombre hecho de llamas. A la llegada de Mefistófeles, el Homúnculo cobra vida y habla. Le dice a Mefistófeles que lleve a Fausto a la Noche de Walpurgis en Grecia.

Durante el Walpurgis, toda clase de criaturas vagan por la tierra. Fausto, Mefistófeles y el Homúnculo se separan. Fausto va al Templo de Manto, el curandero, que abre la puerta a la tierra de Hades, Dios del Inframundo. Fausto desea encontrar a Helena y se hace con una fortaleza. Mefistófeles la lleva junto a Fausto donde ambos se enamoran. Menelao, el marido de Helena, intenta atacar la fortaleza pero no lo consigue, permitiendo que Fausto y Helena tengan un hijo llamado Euforión. Euforión muere trágicamente cuando intenta subir al cielo. Helena decide abandonar a Fausto y reunirse con su hijo en el Inframundo.

Fausto tiene una última petición de Mefistófeles, que es crear tierra haciendo retroceder el mar. Así que acude al Emperador. Este le da un feudo costero pero antes debe derrotar a un grupo rebelde. Para conseguirlo, Fausto convoca a unos guerreros -los Tres Hombres Poderosos- utilizando magia negra.

Pasan los años y Fausto, con 100 años de edad, trabaja para hacer retroceder el mar. El único problema de su plan es que no consigue hacerse con un terreno propiedad de un matrimonio. Perdiendo la paciencia, Fausto consigue que los Tres Poderosos y Mefistófeles se apoderen del terreno y se deshagan de la pareja. Lo que tiene lugar es una violencia extrema. Fausto carga con la culpa, que se personifica como una mujer gris llamada Care. Ella le ciega, pero él se niega a sucumbir ante ella. Fausto sigue trabajando en su plan.

Mientras tanto, Mefistófeles cava la tumba de Fausto y, poco después, éste muere. Entonces Fausto ve una hermosa visión de gente feliz trabajando en campos fértiles. Sin embargo, el alma de Fausto sigue tan inquieta como siempre. Comienza a levantarse y los ángeles intentan intervenir. Mefistófeles intenta detenerlos, pero cae en la tentación y tiene relaciones sexuales con ellos. Esto hace que el alma de Fausto se pierda y llegue al cielo, donde Gretchen suplica a la Virgen que perdone a Fausto. Gretchen y Fausto obtienen la salvación eterna y ascienden.

Personajes

Personajes Descripción / Rol
Fausto Un respetado erudito y profesor, Fausto está insatisfecho con su vida académica y quiere experimentar lo que significa vivir de verdad.
Mefistófeles Después de hacer una apuesta con el Señor en el Cielo de que puede subvertir al humano favorito del Señor, Fausto, para que haga el mal, Mefistófeles (también conocido como Mefisto o el Diablo) regresa a la Tierra y al estudio de Fausto para hacer precisamente eso.
Gretchen Gretchen (de nombre Margarita) es el interés romántico de Fausto en la Primera Parte y cuyo amor le arruina la vida.
Emperador El emperador alemán de la segunda parte tiene dificultades para dirigir su imperio cuando recibe la visita de Fausto y Mefistófeles.
Euforión Es el hijo de Fausto y Helena en la segunda parte; criado en una cueva de una isla, lo único que desea es volar hacia la libertad y la aventura.
Helena Helena de Troya era la mujer más bella de la Grecia clásica, admirada y despreciada a la vez por sus cualidades inconstantes; ella y Fausto se enamoran y se casan en la segunda parte.
Homúnculo Es un producto de la alquimia creado por Wagner en su laboratorio en la segunda parte; nace de la comprensión de la dicotomía entre el Norte medieval y el Sur clásico.
Valentine Es el hermano de Gretchen en la primera parte. Es soldado y la voz de la corrección en la familia.
Wagner Es el criado de Fausto y estudiante de alquimia.
Los Tres Hombres Poderosos Goethe deriva los Tres Hombres Poderosos de la Biblia, que ayudan a David a derrotar a los filisteos.

Si te ha gustado este resumen, tal vez pueda interesarte algún otro:

Comparte nuestra web

Si te ha gustado lo que has visto ayúdanos a darlo a conocer a más gente:

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Pinterest